Confesionario, Consejos vendo

CÓMO HAN CAMBIADO MIS NOCHES GRACIAS AL MÉTODO ESTIVILL

18 febrero, 2015

Método EstivillDurante el embarazo había dos temas que me preocupaban por encima del resto. A saber: la lactancia y el poder dormir bien.

De mi experiencia con la lactancia ya os he hablado largo y tendido pero el tema del sueño lo tenía ahí apartadito. Supongo que estaba esperando a poder deciros que existe una salida al final del túnel.

Recuerdo el primer mes y medio como si lo hubiera pasado caminando por las nubes. Por una parte, flotaba de felicidad y de amor y, por la otra, flotaba de sueño. La niña, por norma general, prefería dormir por el día y “hacer vida social” por la noche. Ahí los genes paternos se impusieron a los míos. Qué le vamos a hacer. Había raticos de la noche en los que se quedaba dormida pero eran los menos, así que, si conseguíamos dormir cuatro horas, nos dábamos con un canto en los dientes. Obviamente, eso no es suficiente para nadie, y mucho menos para mí (Presidenta y Fundadora de Necesitodormirparavivir).

A partir del mes y medio todo cambió y mi vida se convirtió en maravillosa. Sin hacer nada especial, la niña entendió que las noches eran para dormir y dormía entre 10 y 14 horas del tirón. Ahí es nada. Os pido por favor que no me odiéis y sigáis leyendo hasta el final.

Durante mucho tiempo pensé que esto de ser madre “estaba chupau”. Ingenua de la vida. Pasaron los meses, llegó la fase de introducir nuevos alimentos y mis días paseando sobre arcoíris y nubes de colores se acabaron de un plumazo. No sabemos a quién ha salido esta niña pero no le gusta comer. Jódete y baila. Con lo que AMAMOS comer su padre y yo. Pues la niña no quiere saber nada.

El caso es que, cuando empezó a comer mal, empezó a dormir peor. Algunas noches se despertaba y, aunque normalmente solo lo hacía una vez, lo malo era que algunos días se desvelaba y podíamos estar de fiesta hasta tres o cuatro horas en mitad de la madrugada.

Como al principio solo pasaba dos o tres veces por semana, más o menos lo íbamos sobrellevando. Sin embargo, últimamente había pasado a ser bastante más habitual y a mí me estaba empezando a afectar demasiado. Así que, finalmente, decidimos darle una oportunidad al famoso método del Dr Estivill.

El Dr Estivill Santo dice que lo que hay que hacer es acostar al niño y, mientras le acaricias un poco la carita, decirle con voz cariñosa pero firme algo así como: “Cariño, los papás te queremos mucho y por eso te vamos a enseñar a dormir. Entendemos que llores porque estás aprendiendo pero no pasa nada. Cuando aprendas vas a ver cómo somos todos mucho más felices”. Después de eso, los padres salen de la habitación y le dejan llorar un minuto. A continuación, vuelven a entrar y le vuelven a decir lo mismo. Esta vez hay que esperar tres minutos antes de volver a entrar. Se vuelve a repetir la operación y, a partir de ahí, se entra cada cinco minutos hasta que, finalmente, el niño se queda dormido.

Pues bien, os cuento día a día cómo fue nuestra experiencia:

  • Día 1) Le acostamos a las 23.00. Lloró un minuto, entramos, lloró tres minutos, entramos, lloró dos minutos y se quedó dormida hasta las 11 de la mañana del día siguiente.
  • Día 2) Le acostamos a las 23.00. No lloró. Durmió toda la noche hasta las 10.30 de la mañana.
  • Día 3) Le acostamos a las 22.30. Lloró un minuto, entramos, lloró dos minutos y se quedó dormida. A las 5.00 se despertó. Fuimos a su habitación, le soltamos todo el rollo y, sin llorar, se quedó dormida hasta las 11 de la mañana.
  • Día 4) Le acostamos a las 22.30 y durmió sin despertarse ni llorar hasta las 8.30 de la mañana.
  • A partir de ahí, esa ha sido la tónica general. Hay algún día suelto que se despierta una vez hacia las cinco de la madrugada pero, o se vuelve a dormir ella solita o, si vemos que habla mucho rato y no se duerme, vamos, le ponemos el chupete, le decimos que le queremos mucho y se vuelve a dormir hasta las 10.00 de la mañana más o menos.

Como comprenderéis, desde entonces en mi casa somos MUY FANS de este señor. ¿Qué me contáis vosotras? ¿Vuestros peques os dejan dormir bien o pasáis las noches en vela? ¿Os habéis planteado seguir el método del Dr Estivill? ¿Os ha funcionado a todas las que lo habéis puesto en práctica?

You Might Also Like

  • avatar
    ELENA 17 marzo, 2016 at 21:53

    Buenas noches, se que el post es de hace mucho tiempo pero mi hija empieza a dormir cada día peor y dependiendo de la noche se puede despertar hasta 8 veces. Quería empezar a aplicar el método pero ella utiliza chupete para dormir y tengo la duda si se lo tengo que ir poniendo o no cada vez que entre en la habitación ya que ella lo escupe.
    Muchas gracias

  • avatar
    Carmen 17 diciembre, 2015 at 14:52

    Nosotros estamos al límite. Clàudia va a cumplir 7 meses y vamos de mal en peor. Empezamos con el pecho a demanda, y por las noches empezaba durmiendo en el moisés y cuando se despertaba me la ponía en la cama. Ingenua de mi pensaba que acabaría durmiendo más horas di estaba con nosotros, pero nada más lejos de la realidad. Últimamente solo se dormía estirada en nuestra cama y con el pecho, porque del chupete no quiere ni olerlo. Probé de darle bibi por la noche a ver si se quedaba con hambre i ni hablar… lo que ella quería era teta. Y últimamente es una tortura… a las 3.30 se despierta y ya no hay manera. Le pongo la teta y cuando parece que ya está dormida e intento quitarle el pezón de la boca, se agita buscándome otra vez… y así nos podemos pasar 2 horas, hasta que al final se duerme a las 5 o 5:30, pero claro a las 6:30 suena el despertador…

    Hay mucha literatura en contra del método Estivill, pero cuando estás al limite y hablas con gente con el mismo problema y te dicen que en cuatro días su bebé duerme 10 horas seguidas…

    Llegados a este punto mi planteamiento es: la dejo llorar 4 días o me aguanto y mi hija tendrá una madre cansada, uraña, de mal humor y sin ganas de nada?

    En mi caso, lo voy a poner en práctica a partir de este fin de semana convencida de que no le estoy haciendo daño.

  • avatar
    Ana 22 agosto, 2015 at 04:17

    Hola!
    Yo también soy de las que juré y perjuré que no dejaría llorar a nuestra pequeñína… Con 6 meses se estaba despertando cada 2 ó 3 horas, empezaba la noche en su cuna y luego, por pura supervivencia, acababa en nuestra cama. Sí, yo dormía mientras ella mamaba y la verdad es que descnsábamos los tres más o menos. Eso sí, yo con un dolor de espalda del 15 y mi marido con ojeras de haberse despertado 70 veces. A los 6 meses y medio no podíamos más y… Estivill tocó. El primer día fue horrible: lloró una hora en la que entramos mil veces. El segundo día lloró 7 minutos. El tercer día se durmió feliz y sin protestar. Happy days.
    Ahora hemos tenido que volver a compartir habitación con ella y ha habido una recaída. Hasta dentro de una semana no se van las visitas de casa y seguiremos compartiendo habitación.
    Es muy muy duro tener que volver a aplicar el método, sobre todo cuando a las 3 de la mañana te taladra el oído llorando y tú estás en la cama de al lado…. he de confesar que nos hemos rendido dos días y la he puesto al pecho… ahora me arrepiento pero era demasiado.
    En una semana se va a su habitación y esta vez espero que nos funcione ya sin más recaídas.
    Juré que no lo haría pero he de reconocer que el señor tiene mucha coherencia y que el método funcionar, funciona.

    • avatar
      Amala 2 noviembre, 2015 at 22:37

      Hola Esther!! soy mamá de una bebéde 7 meses. Y me gustaría que me contases tu experiencia sobre una duda que tengo al respecto del “maravilloso” metodo estivill. Mi hija siempre ha tenido problemas a la hora de dormir porque a los 20 días de nacer empezó con unos cólicos horrorosos y durante mucho tiempo sólo se calamba y dormía en brazos. Total que eso la condicionó a aprender que sólo se podía dormir en brazos. Las noches y las siestas eran un lucha contínua. Ya ni en brazos de dormía pero cuando lo conseguíamos no aguantaba dormida más de 1 hora. en el cohce era horroroso y en la calle más…..simplemente ella tenís sueño pero no sabía dormirse.
      Dudamos mucho en aplicar el método porque me moría al pensar en dejarla llorar pero cuando estaba a punto de cumplir los 7 meses y ya deseperados y asustado sporque la relación de familia no iba bien por la falta de sueño de todos…..decidimos usarlo. Aluciné, me pasó muy parecido a ti. El primer día antes de los 10 minutos ya estaba dormida. Y nosotras que conocemos los tipos de llantos no era un llanto de dolor o de pena….. Amo a mi hija sobre todas las cosas y desde ese día puedo afirmar que ella es más féliz porque no se frustra cuando tiene sueño. Y cualquier persona que me tache de cruel o mala madre es simplemente gilipollas. Yo no juzgo las circunstancias ni los métodos de apredizaje de las demás madres y padres, así que paso de las que lo hacen conmigo . Ahora ella solita se duerme en el coche….en su cuna…. Está de mejor humor durante el día y menos irascible.
      Ahora bien y es mi duda…… esta es mi segunda semana de práctica del método. Es decir, los primeros 5 días seguimos la tabla (varios de esos días no tuve siquiera necesidad porque ella solita se dormia del tirón). A los 6 días empecé otra vez con los tiempos del dia 1…… en fin, mi duda es: a partir de los días siguientes a que se termina “la tabla de los tiempos” qué has hecho en tu caso??? tu hija dejó de llorar todas las veces que la llevabas a la cuna?? si algún día llora, qué tiempo esperas?? POrque a la hora de ponerla a dormir, algunos días no llora y otros llora un poquito y ahí es cuando no sé cuantos minutos esperar. Gracias Esther y un saludo.

  • avatar
    lydia padresenpañales 20 febrero, 2015 at 17:11

    Yo no he intentado el método cómo tal, me parece cruel. A menos que pase como.A ti, q la reacción sea buenísima. Hemos tenido rachas buenas de noches del tirón, o noches con 1 despertar…Pero cuabdo algo le.pasa….mortal. Dientes, resfriados, picores de la.piel… Y contra eso no hay estivil ni rosa jove ni nada. Hay paciencia t estar con ella hasta q se le pase. Suerte q duermes y descansas. Yo salgo esta semana de cuentas y duermo fatal!!

    • avatar
      Un chupete para mamá 22 febrero, 2015 at 11:21

      Pufffff. Yo durante el embarazo también dormía fatal. Fatal se queda corto… Madre mía qué recuerdos! Ya nos contarás cuando se decida a salir tu peque… Por aquí estamos todas esperándole ;-)

  • avatar
    Aldonza 19 febrero, 2015 at 21:48

    Yo sufrí dos años de no dormir, primero porque me oponía total y absolutamente a cualquier cosa que significara que mi nena llorara aunque fuera dos minutos. Pero cuando ni el colecho, ni la lactancia a demanda, ni el meterme en su cuna, ni el arrullarla en brazos toda la noche me funcionó intenté el método Estivill y para mi sorpresa ¡TAMPOCO FUNCIONÓ! jaja. Fui a una clínica del sueño para que la evaluaran, consulté miles de pediatras, intentábamos algo, daba resultado un par de semanas y luego de regreso al infierno de tener que ir a trabajar después de haber pasado toda la noche en vela… Se dormía a las 9 y a las 12 ya estaba despierta, llorando sin motivo, nada la calmaba. Podía estar despierta de 3 a 5 de la mañana sin problemas. Yo estaba muerta de la angustia además por ella porque no me parecía sano que un bebé durmiera 7 horas máximo por día en intervalos de dos horas.
    Y un día en desesperación extrema decidí probar un método online que fue el que me dio resultado. Parecido al Estivill pero mucho menos radical, tanto que con suerte en una de esas ni le toca llorar. Eso sí, tuvimos una recaída por irnos de viaje pero conseguimos regresar al buen camino. Así que para los papás que no están tan de acuerdo en dejar llorar a sus peques de la noche a la mañana, un método intermedio podría ser la solución.

    • avatar
      Un chupete para mamá 22 febrero, 2015 at 11:24

      ¡Hola preciosa! ¿Qué tal os va? No nos dejes con la duda y cuéntanos cuál fue ese método por faaaaaa ;-)

      • avatar
        Aldonza 25 febrero, 2015 at 17:58

        Se llama “The Sleep Sense Program”. Sólo lo tienen en inglés por el momento y cobran como unos 30 euros, pero para mí valió la pena cada centavo :)

  • avatar
    Miriam 19 febrero, 2015 at 18:52

    Aimar va por rachas…..los dientes son horribles, y cuando antes de las 3 se ha despertado 2 o 3 veces, a la cama nuestra que va, que se sigue despertando, pero le calmo antes y no hay paseos. Cuando duerme bien, duerme 8 hornitos seguidas, se toma el bibe y sigue durmiendo. Alguna vez nos hemos planteado este método, pero me supera lo de dejarle llorar, y si supiera que iba a ser tan rápido como tu, puede que lo intentase, pero como no lo se, prefiero quedarme así……no será así eternamente!!!!! Pero lo que si que me he planteado es leerme el libro, como hice con el de “dormir sin lagrimas” de elizabeth pantley, y valorar consejos. También tengo entendido que el método estivil es para niños mas mayorcitos, así que de momento, seguiré informandome. Muchas gracias por tu experiencia!!!!!!

    • avatar
      Un chupete para mamá 22 febrero, 2015 at 18:15

      Pues sí. Lo de que no será así eternamente es así… el caso es tener paciencia y aguante para conseguir sobrellevarlo hasta que se pase esta etapa. Yo es que tengo toda la paciencia del mundo para casi todo menos para lo relativo al sueño pero si vosotros lo sabéis llevar, ole por vosotros!

  • avatar
    Baberos Y Claquetas 19 febrero, 2015 at 00:02

    Nosotros con Vikingo no tenemos queja, igual hemos colechado desde el primer momento y esto ayuda a los despertares, que los ha tenido pero al vernos al lado seguía durmiendo o se enganchaba a la teta. A partir de los 7 meses comenzó a dormir del tirón, aún así pasamos una época de despertares cada 3h pero nunca nos planteamos dejarlo llorar, en casa estamos en desacuerdo con este método. Pero si a vosotros os ha funcionado me alegro mucho. Un besazo

    • avatar
      Un chupete para mamá 22 febrero, 2015 at 18:25

      Os admiro un montón a las que decís “se enganchaba a la teta” como quitándole importancia al esfuerzo que eso supone para las madres porque, digo yo, que mientras el peque está enganchado vosotras no seguís durmiendo, ¿no? Sois para mí unas campeonas. De verdad lo digo, de corazón.

      • avatar
        Rha 4 noviembre, 2016 at 20:25

        Si, claro que seguimos durmiendo!! Es más, muchas veces no se quien se duerme antes, si el peque o yo…

  • avatar
    Nekane 18 febrero, 2015 at 22:37

    Pues yo en tres años no he dormido cuatro horas seguidas nunca… Pero aún así no me lo planteo, no, no podría estar más en desacuerdo con este señor…

    • avatar
      Un chupete para mamá 22 febrero, 2015 at 18:21

      Sí. Sé que tiene muchos detractores la teoría de este señor y, supongo que, dependiendo de los casos, debe ser especialmente duro pero desde luego mi experiencia no pudo ser más positiva.

  • avatar
    La maternidad de Krika en Suiza 18 febrero, 2015 at 19:08

    Como ya sabes sí que me lo he planteado a pesar de que no me gusta nada este señor. En mi caso he aplicado algunos consejos de los que me disteis en mi post y he cambiado algunas cosas de la rutina que hacíamos y por lo pronto puedo decir que vamos mejor, hemos pasado de las dos horas para dormir a 30-40 minutos, así que estoy muy contenta. Yo voy a seguir evitando dejarlos llorar hasta el final, ya que no me parece el método más adecuado. Muchas gracias por tu post y por avisarme de que ya lo tenías publicado, un besote!

    • avatar
      Un chupete para mamá 23 febrero, 2015 at 09:34

      Me alegro mucho de que no haya hecho falta poner en práctica a Estivill y que hayáis ido mejorando a base de otros consejillos. Ya nos irás contando los avances.
      Un besico!

  • avatar
    Lorena 18 febrero, 2015 at 18:47

    El dormir es la asignatura pendiente……Emma se engancha a la teta y ahí se las den todas…..miedo me da destetarla!!!! Tiene 10 meses y el día que más ha dormido seguido fueron 7 horas…..me dolía la espalda de estar tanto tiempo en la cama, jajajaja!!!!! Por lo general se despierta cada 2 o 3 horas….
    Todo llegará!!!!!
    Un beso neni!!!!!

    • avatar
      Un chupete para mamá 23 febrero, 2015 at 09:31

      ¡Madre mía! ¡Cada 2 o 3 horas! ¿Y qué tal lo llevas? Yo creo que no habría podido sobrevivir. No sabes lo que os admiro a las que lo conseguís.
      Un besico gordo!

  • avatar
    Ana 18 febrero, 2015 at 09:49

    Pues mi niño no ha tenido mal dormir… Alguna q otra noche le ha costado un ppco mas pero al final duerme sus 10 horitas del tiron desde los cinco meses. El problema con el q nos encontrabamos nosotros era q se habia acostumbrado a dormir tocando la cara o la oreja del papa o mama cuando le llevabamos a la cama. Y al principio da mucho gustico ( ay q monoooooo! Mira como se duermeeee……) pero despues se convirtio en una esclavitud porque a nada q te movias cuando inguanua de ti pensando q ya estaba roque, se despertaba en busca de mi cara y debiamos empezar el proceso otra vez. Pero desde q descubri este metodo todo es genial!!! Y ademas es q es muy eficaz!! En mi caso nos costó como tres dias q se acostumbrara a dormir solito. Ahora hay ocasiones en q lo acostamos, le decimos palabras amorosas y para cuandl llegamos al salon ya esta frito!!
    En fin…… Una maravilla!!! Gracias esther!!!!

    • avatar
      Un chupete para mamá 23 febrero, 2015 at 09:38

      De nada, guapa! Me alegro mucho de que te sirviera :-) Para mí también fue todo un descubrimiento y, gracias a Dios, costándoles solo dos o tres días como a los nuestros, no se hace demasiado duro.

  • avatar
    aina 18 febrero, 2015 at 09:40

    mmm…pues visto así y contado como lo cuentas tú, la verdad es que no suena tan malo. A nosotros nos pasó lo que cuentas: tuvimos una época cuando era muy bebé que dormía del tirón y nosotros encantados de la vida…hasta que de repente “Zasca”!! empezaron las happy hours en mitad de la noche y la verdad es que a veces son un suplicio. Me pensaré si probarlo. Gracias por compartir tus experiencias :)

    • avatar
      Un chupete para mamá 23 febrero, 2015 at 09:41

      De nada, Aina! Me gusta compartir mis experiencias por si puedo ayudar a alguien. Es que eso de las happy hours es horrible. Yo lo llevaba fatal. Puedes probarlo y, si tienes la suerte de que te funciona como a mí, eso que ganas y si ves que va a ser más duro, siempre estás a tiempo de dejarlo…
      Un besico!